Cómo bloquear un dispositivo de escucha o una cámara oculta en su hogar

Debido a que los estados de los EE. UU. Aplican una variedad de leyes con respecto a las cámaras ocultas, su uso puede ser un poco turbio legalmente. En general, los dispositivos de grabación y video para el hogar instalados en la propiedad que posee, que también puede ser propiedad, por ejemplo, de su cónyuge hambriento de información durante un divorcio, son legales, pero pueden violar los derechos de privacidad si otros ocupantes no los conocen. Por supuesto, antes de consultar a su abogado sobre la legalidad potencial de los dispositivos de grabación en su hogar, usted y otros deben encontrar esos errores y, con suerte, bloquearlos, y ese proceso es afortunadamente un poco más sencillo que las complejas leyes estatales.

Índice
  1. Verifique su Wi-Fi
  2. Haga un barrido físico
  3. Bloqueo de cámara oculta

Verifique su Wi-Fi

Antes de que pueda bloquear los dispositivos de grabación, usted y otros deben encontrarlos. Al igual que todo, desde su Alexa hasta su Nintendo Switch, la mayoría de los dispositivos modernos de escuchas están conectados a Wi-Fi, lo que les permite transmitir de forma remota sus grabaciones a una computadora fuera del sitio. Como tal, el primer paso para encontrar dispositivos de grabación ocultos en su hogar es verificar su red Wi-Fi en busca de dispositivos sospechosos.

Para hacerlo, usted & ampos; ll necesita acceder a la configuración de su enrutador inalámbrico & amp; s. Aunque el proceso puede variar entre los enrutadores, generalmente puede hacerlo iniciando sesión en la página de su cuenta en el sitio web de su proveedor de servicios & amp; s (o la aplicación asociada), lo que le permite administrar los dispositivos conectados a su enrutador o punto de acceso. Si ve algún dispositivo que no reconozca conectado a su red Wi-Fi, elimínelo de la lista de dispositivos registrados para evitar que transmitan sus grabaciones a través de Internet.

En algunos casos, los dispositivos más sofisticados dependen de sus propios puntos de acceso o tarjetas SIM para acceder a Internet sin saltar a la red Wi-Fi de su hogar. Use su computadora o teléfono inteligente para verificar si hay nuevas redes Wi-Fi que no le pertenecen a usted ni a sus vecinos; es posible que deba tomar medidas adicionales (como bloqueadores Wi-Fi) para bloquear la propia red de errores.

Del mismo modo, los detectores de radiofrecuencia de grado de consumo pueden buscar transmisores a medida que mueve el detector alrededor de su espacio, alertándolo de radiofrecuencias con un pitido o gráfico visual. En este último caso, tenga especial cuidado con las señales en el rango de 10 Mhz a 8 Mhz, una frecuencia común utilizada por errores comerciales.

Haga un barrido físico

Puede ser 2019, pero encontrar un micrófono o cámara oculta aún requiere un espionaje anticuado. Revise su hogar en busca de objetos nuevos o fuera de lugar, incluso aquellos que se han desplazado ligeramente; recuerde, los dispositivos de espionaje modernos a menudo son de tamaño micro. Mientras que las grabadoras ocultas se disfrazan de otras (a menudo funcional) los objetos vienen en una amplia gama de formas y estilos, Algunos ejemplos comunes incluyen bolígrafos, Unidades flash USB, Cables de carga USB y cargadores de pared, muñequeras y relojes, Altavoces estilo Bluetooth, despertadores, gafas, bombillas, libros, detectores de humo, muelles de carga telefónica e incluso marcos de cuadros.

Mientras barre estos objetos sospechosos, escanee las paredes de su casa en busca de pequeños agujeros de perforación, un escondite común para detectar errores. Mientras busca estos pequeños detalles, esté atento a los cables que no reconozca. Si bien muchos dispositivos de escucha pequeños funcionan con batería, otros aún dependen de la alimentación de CA. En particular, busque cables de alimentación USB, micro-USB o USB-C, similares a los cables de carga que usa para levantar su teléfono. Apagar las luces y hacer un escaneo visual también ayuda a identificar cualquier luz de encendido parpadeante en las cámaras, mientras que barrer rincones y grietas con una linterna puede revelar el brillo de una lente oculta.

Bloqueo de cámara oculta

En el caso de los objetos tipo cámara de niñera que disfrazan cámaras o micrófonos, simplemente retírelos de su hogar, manteniéndolos intactos en algún lugar seguro (si se requieren como evidencia). Pegue, empaquete o calafatee sobre cualquier agujero de perforación que contenga dispositivos de escucha ocultos. Si tiene suerte y encuentra una fuente de alimentación con cable para un dispositivo de grabación oculto, simplemente desconectarlo puede ser suficiente para evitar que se grabe.

En el aspecto más tecnológico, una máquina de ruido blanco o simplemente una aplicación de ruido blanco puede ayudar a ocultar audio sensible en su hogar, evitando que incluso los micrófonos activos capten grabaciones utilizables. Del mismo modo, los bloqueadores de señal Wi-Fi, generalmente efectivos en un rango de hasta aproximadamente 130 pies, pueden hacer que las conexiones Wi-Fi circundantes sean inútiles. Eso significa que es posible que tenga que trabajar en una cafetería por un tiempo, pero es una mejor alternativa que ser molestado.

Si usted y usted todavía no están 100 por ciento seguros de que usted y otros han localizado y bloqueado cualquier dispositivo de vigilancia potencial en su hogar, recurrir a los profesionales también es una opción. Servicios profesionales de contravigilancia Equipos de detección de paquetes que van mucho más allá de las capacidades de los dispositivos de grado de consumo y pueden asesorarlo sobre la eliminación o desactivación de todo lo que detectan.

Entradas Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir